5 mar. 2016

El PP valenciano también usó la construcción de hospitales para cobrar comisiones

El PP habría cobrado comisiones por la construcción de colegios públicos en la Comunitat Valenciana ( se calculan sobrecostes de 1.000 millones) y las investigaciones apuntan que también se habría lucrado con la construcción de hospitales y centros de salud. Así lo ha avanza el diario  El País quien también apunta como persona clave a Máximo Caturla, señalado como "recaudador" cuando era gerente de Ciegsa -la empresa pública de construcción de infraestructuras educativas- fue previamente subsecretario para los Recursos de la Conselleria de Sanidad durante el periodo en el que se centran las investigaciones, entre 2000 y 2003, y habría aplicado el presunto sistema de cobro de comisiones a cambio de adjudicaciones.

de Forges

Este periodo fue en el que se sentaron las bases del nuevo mapa de infraestructuras sanitarias y cuando fraguó la joya de la corona, el nuevo hospital La Fe, que tuvo un sobrecoste del 23%, llegando así el presupuesto a los 330 millones de euros. El hospital autonòmico de referencia fue adjudicado en 2003 a una Unión Temporal de Empresas entre las que se encontraba Lubasa, cuyo responsable está acusado en el 'caso Gürtel' también de financiación ilegal del PP.
El trabajo de Máximo Caturla como subsecretario de Recursos era desde adjudicar la construcción de centros a adjudicar contratos hospitalarios que irían desde la compra y alquiler de equipos de hemodiálisis y radiológicos al lavado de ropa hospitalaria, o el suministro de aparatos quirúrgicos.
La Conselleria de Sanidad valenciana ha sido un granero de imputados del PP valenciano, así en la época investigada 2000-2003 tuvo como conseller al frente a Serafín Castellano, detenido en la conocida como 'trama del Fuego'; su sucesor fue Vicente Rambla, imputado por la financiación ilegal del PP junto con la mayor parte dela cúpula del partido; el siguiente fue Rafael Blasco, en estos momentos en prisión por malversación en el 'caso Cooperación'; tras él llegaron  Manuel Cervera y Luis Rosado, también imputados en la trama Gürtel.
Publicar un comentario