20 oct. 2016

El creador del iPhone de la bellota lo intentó antes con Aliexpress (20-10-16)

Los móviles no eran extremeños, ni se ensamblaban en Zafra ni eran made in Spain. La gran mentira tecnológica del año, bautizada en las redes como el 'bellotagate', empezó en julio del 2014  y ha terminado en ForoCoches dos años y tres meses después. Zetta no fabricasmartphones, compra teléfonos Xiaomi y los transforma en España con una pegatina en forma de bellota mordida y cambiándoles el firmware. Después los vende con un precio que dobla al original.
De los presuntos timadores supimos este domingo, pero la historia edulcorada de estos jóvenes "emprendedores"  la trajo El Español el sábado. Apenas unas horas más tarde, Forocoches desmontaba la trama pieza a pieza, literalmente. Tres hombres protagonizaban las loas: Unai Antinoo Nieto, Manuel Muñoz y, según el diario digital, Eric Bojún (cuyo nombre real es Cui).
Zetta aparece en el registro mercantil como Movishark Europa SL, un nombre tan alegórico como esclarecedor: shark significa tiburón. Movishark Europa no ha presentado nunca sus cuentas desde su creación en marzo de 2014, se constituyó con un capital inicial de 3.100 euros y está domiciliada en Madrid. Cui aparece como administrador y socio único de la empresa que creó en julio de 2014, coincidiendo con su presentación en ForoCoches. Sin embargo, el socio chino de Nieto y Muñoz no es pionero en el mundo empresarial: posee hasta un total de 15 marcas o nombres comerciales.

Usurpando a Alibaba


El Bellotagate: de la A a la Z
Zetta Conquistador
Este mismo año, Bojún Cui intentó dar de alta tres marcas en España en menos de un mes. Todas las solicitudes fueron rechazadas y todas estaban relacionadas con el gigante chino de compras online Aliexpress.
El 12 de marzo intentó crear la marca "Bazares Aliexpress",  solicitud que fue rechaza el 3 de agosto. Tres días después lo hizo con "Aliexpress España", rechazada el 4 de agosto. Y el 1 de abril probó suerte de nuevo con la marca "Aliexpress" a secas, también denegada el 5 de septiembre.
Para quien no conozca Aliexpress, se trata de una página web similar a Amazon que depende del gigante chino Alibaba. Opera en prácticamente todo el mundo y ofrece miles de productos a bajo coste. En todos los casos fue la matriz quien se opuso a que el empresario chino usurpase su marca. "Si te haces dueño del uso de la marca en un país, luego te puede servir para negociar con el propietario original", explica Rubén Sánchez, portavoz de Facua-Consumidores en Acción a eldiario.es.

El creador del iPhone de la bellota lo intentó antes con Aliexpress
MiZetta
Cui, no contento con ello, volvió a la carga el 14 de abril e intentó registrar la marca "Mi Zetta". Para ello, propuso como logo el mismo que el de Xiaomi pero con una pequeña leyenda haciendo referencia al nombre de la marca escrita al pie. Como en el resto de casos, la solicitud fue rechazada el 3 de octubre tras la oposición de la marca Xiaomi.

Importar... y ganar

No son las únicas marcas fundadas por Cui. "Bellotaphone", "All Cell", "Extremadura Innova", "Verso" o la propia "Zetta" son varios de los nombres que el empresario ha registrado a lo largo de este tiempo.
Los móviles de la bellota eran en realidad de Xiaomi y venían de China: es en países como este donde la importación paralela de productos hace su agosto. Internet favorece a las tiendas online que compran directamente al fabricante en el país de origen, saltándose así los aranceles que irían implícitos en una transferencia en otro país.
Los fundadores de Zetta están desaparecidos desde que Forocoches tiró de la manta el fin de semana. Han borrado su cuenta de Twitter y, aunque este domingo su web se colapsó, parece que funciona a ratos. Este diario se ha intentado poner en contacto sin éxito con la empresa que los tres sociospresentaron ante el presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, en noviembre de 2015.

Los socios de Zetta con el presidente de la Junta de Extremadura en noviembre de 2015
Los socios de Zetta con el presidente de la Junta de Extremadura en noviembre de 2015
Por el momento, la Junta se ha apresurado a comunicar que "no ha destinado subvenciones públicas al proyecto empresarial Zetta Europa" y el caso está siendo analizado por la Secretaría General de Políticas de Consumo. Su inspección solo se centrará en que las  especificaciones del terminal se correspondan con lo anunciado y que el etiquetaje sea correcto.
Facua-Consumidores en Acción duda de la versión oficial. "La cuestión es si la Junta sabe por qué empresa estás preguntando. No hay ninguna empresa que se llame Zetta. La empresa es Movishark Europa SL", destaca su portavoz. Sin embargo, uno de los cofundadores, Unai Antinoo,  recibió una subvención por valor de 2.396,28 euros del ministerio de Empleo, dirigido por Fátima Báñez, en julio de 2013.
Facua ya advierte que denunciarán lo sucedido: "Nos dirigiremos a la autoridad de consumo de la Junta de Extremadura como a la de Madrid para pedirles que abran expedientes a la empresa para determinar si efectivamente ha habido un fraude masivo a los consumidores".
Publicar un comentario